Rocío de Luna

11,00 €

1
Por su alta concentración de minerales y oligoelementos, las aguas termales han sido tradicionalmente reconocidas para el cuidado de la la piel sensible.
Se les otorgan importantes propiedades estéticas, como reforzar la protección natural de la piel y prevenir el enrojecimiento prematuro.
Las aguas de Caldas de Luna fueron reconocidas como minero-medicinales ya en 1917.
Agua Termal de Caldas de Luna (León, España) y esencia natural ecológica de Árbol de Té-
Producto con certificación Bio
El agua termal se utiliza:
Para cerrar los poros y evotar la deshidratación.
Después del afeitado como tónico "after-shave".
Como fijador del maquillaje.
Para refrescar la cara en ambientes cargados, tras mucho tiempo frente a la pantalla del ordenador, o ante los sofocos de la menopausia.
Previene enrojecimientos.
Recomendada para el acné, la psoriasis, eczemas, rosácea, dermatitis y, en general, para afecciones de la piel.

Gran variedad de productos 100% naturales

bio_organico

Ético y Ecológico

logo-rose-complet